Tratamiento del agua de calderas de BWT Para una máxima seguridad de funcionamiento
en calderas de vapor y de agua sobrecalentada.

Agua de calderas

Existen diversas normas y regulaciones para el agua de calderas de vapor y de agua sobrecalentada a temperatura superior a 100 °C, que deben ser tenidas en consideración durante el diseño de los equipos de tratamiento del agua de aporte. Un tratamiento adecuado del agua de la caldera debe garantizar la seguridad de funcionamiento de toda la planta. Este requisito se contempla en los diversos reglamentos aplicables a la instalación y operación de calderas de vapor.

 

Un tratamiento del agua incorrecto, mal diseñado o instalado pueden causar importantes averías debido a:

  • Incrustaciones que originan una acumulación de calor (pérdida de energía, sobrecarga térmica y daños a los materiales de la caldera)

  • Corrosión (lentitud en alcanzar las condiciones de funcionamiento, disminución de su valor y altos gastos de reparación)

  • Gastos de operación elevados debido al importante caudal de purga requerido.

 

En función de las características de la caldera, la calidad del agua a tratar y los requisitos de calidad del agua de aporte a la caldera, podemos proporcionar los mejores procesos de:

  • Descalcificación

  • Diversos procesos de intercambio iónico

  • Desalinización mediante ósmosis inversa

  • Electrodesionización

  • Desgasificación

  • Dosificación de fosfatos, secuestrantes de oxígeno e inhibidores de corrosión

  

Evidentemente BWT siempre considera los principales factores económicos en beneficio del cliente:

  • La normativa aplicable (UNE-EN)

  • Los parámetros y los requisitos de funcionamiento del fabricante de la caldera

  • Los coste energéticos

  • El coste del agua de aporte

  • Los gastos asociados a las aguas residuales